Médico expulsado de hospital en Cuba denuncia arbitrariedades del sistema de salud pública

Nelson Pelegrín es un médico cubano que fue expulsado de su trabajo por negarse a ser explotado por las autoridades de salud. El galeno que contaba con 28 años de servicios en su profesión, laboraba en el hospital Orlando Pantoja Tamayo, en Santiago de Cuba. En un video publicado por la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), Nelson expone las causas que llevaron a su despido.

“Estoy siendo víctima por parte del Ministerio de Salud de una gran injusticia por mi decisión de no continuar realizando las guardias médicas”, dijo. El doctor les comunicó a sus superiores que por motivos de salud no estaba en condiciones físicas de continuar realizando la guardia médica. Yanis Rosales Molina, subdirectora de Asistencia Médica de la provincia, le manifestó que debía continuar realizando la guardia médica o de lo contrario sería expulsado del hospital.

Nelson explicó que el Código de Trabajo regula la labor diaria a ocho horas y que en ese período de tiempo estaba en la disposición de cumplir cualquier tarea que se asignara, pero que por su salud no podía trabajar noches enteras. Fue visitado por varios directivos y finalmente le impusieron una sanción con el descuento del 10 por ciento de su salario.

Aunque apeló esta arbitraria medida, luego de casi cuatro meses de espera le comunicaron que fue desestimada. El 20 de marzo a Nelson le comunicaron que se le aplicaba la separación definitiva del hospital amparada en la ley ministerial que estipula que todo el personal de salud está obligado a cumplir con la guardia médica. Ahora desempleado Nelson considera que se ha cometido una injusticia contra su persona y realizó denuncia contra el sistema de Salud Pública en Cuba. Pero viendo cómo funcionan las cosas en la isla, esta denuncia de seguro no llega a ningún sitio.

Con información de Martí Noticias y Cubanos por el Mundo

Video de UNPACU